Somos una empresa de servicios y consultoría en ingeniería laboral, ambiental y energía.

Obligaciones que los prestadores de los Servicios de Comunicaciones Móviles

 

Resolución 51/2018



El Ente Nacional de Comunicaciones en conjunto con la Secretaría de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones elaboró un proyecto de Reglamento de Contingencia destinado a establecer normas ante situaciones de emergencia o catástrofe y por la Resolución N° 1/2013 de la ex Secretaría de Comunicaciones se establecieron una serie de obligaciones y requisitos mínimos para los prestadores de comunicaciones móviles, a fin de asegurar el funcionamiento de los servicios de comunicaciones ante dichas situaciones.

 

Siendo necesario y urgente reducir los obstáculos que dificulten la realización de las operaciones de alerta, protección, asistencia y rescate que lleven a cabo las autoridades competentes, a los fines de abordar las mismas, ya que los servicios de telecomunicaciones resultan fundamentales en la minimización de pérdidas de vidas humanas, lesiones físicas, daños en infraestructuras y pérdidas económicas, tanto para facilitar la preparación de la población para afrontar situaciones de emergencia y catástrofe, como para mitigar sus efectos y posibilitar la coordinación de operaciones y equipos de emergencia. 

 

Ya que las organizaciones competentes utilizan las redes de telecomunicaciones para coordinar sus acciones y establecer comunicaciones entre las autoridades y las personas afectadas, que permitan identificar las víctimas y brindarles la asistencia necesaria. Siendo fundamental garantizar la utilización eficaz de los servicios de telecomunicaciones antes, durante y después de producirse las mismas.

 

En las instancias antes referidas, se requiere implementar herramientas que permitan generar una alerta a la población radicada en la zona de afectación, brindar información clara y precisa sobre los comportamientos a adoptar mientras se está produciendo la emergencia o catástrofe y sobre el alcance de la afectación, como así también comunicar una vez finalizada la misma, las cuestiones relevantes que las autoridades competentes consideren pertinente informar.

 

Que las comunicaciones móviles en todas sus variantes son el servicio más expandido para abordar dichas situaciones críticas, por lo cual a los fines de llevar a cabo operaciones eficaces y viables resulta necesario contar con su correcto funcionamiento, que cooperen, faciliten o permitan -según la circunstancia lo amerite- la ejecución de las operaciones de socorro, tendientes a poder reducir los daños que acarrean dichas contingencias.

 

Que considerando los hechos acaecidos en varias localidades de nuestro país, los cuales fueron originados por fenómenos naturales, resulta de gran relevancia adoptar medidas tendientes a evitar la falta total o parcial de servicios de comunicaciones que impidan el desarrollo y despliegue de las operaciones necesarias para afrontar estas situaciones críticas.

 

Que la seguridad de la infraestructura se encuentra expuesta a diversas y constantes amenazas, que en caso de materializarse pueden ocasionar graves incidentes en los sistemas de información y comunicaciones, por lo que resulta imprescindible adoptar las medidas necesarias para garantizar el adecuado funcionamiento de la misma, en resguardo del interés y la seguridad general.

 

Que la dinámica de los servicios móviles producto de la incesante innovación tecnológica, requiere que sea reflejada en las normas que reglamentan el sector, y que en este supuesto permitan garantizar su prestación en condiciones adecuadas en beneficio de la población que se vea afectada por situaciones que pongan en riesgo su integridad física.

 

Que resulta menester establecer un Reglamento de Contingencia en el cual se establezcan las obligaciones que los prestadores de los Servicios de Comunicaciones Móviles (SCM) deberán cumplir ante situaciones de emergencia o desastre.

 

Se ha sancionado el Reglamento Nacional de Contingencia El objeto del Reglamento Nacional de Contingencia es establecer las obligaciones que los prestadores de los Servicios de Comunicaciones Móviles (SCM) deberán cumplir ante situaciones de emergencia o desastre. en todo el territorio de la República Argentina.

 

Emergencia:

Situación provocada por un evento adverso, la cual es atendida por los recursos locales disponibles. Servicios de Comunicaciones Móviles (SCM): Servicio inalámbrico de telecomunicaciones de prestaciones múltiples que, independientemente de su frecuencia de operación, mediante el empleo de arquitecturas de red celular y el uso de tecnología de acceso digital, soporta baja y alta movilidad del usuario, permite interoperabilidad con otras redes fijas y móviles, con aptitud para itinerancia mundial. Comprende los Servicios de Telefonía Móvil (STM), de Radiocomunicaciones Móvil Celular (SRMC), de Comunicaciones Personales (PCS) y de Comunicaciones Móviles Avanzadas (SCMA) y su evolución tecnológica. Servicios de Emergencia: Son aquellos servicios de atención a los damnificados en forma directa. Se entiende por ello al Servicio de Bomberos, Policía, Defensa Civil, Emergencia Ambiental, Prefectura, Sistema de Atención Médica de Emergencias, Emergencias, o cualquier otro que determine la Secretaría de Protección Civil y Abordaje Integral de Emergencias y Catástrofes. Simulacro: Ejercicio ficticio y simulado, a nivel público o privado, local o nacional, para evaluar los procedimientos y toma de decisiones ante un evento adverso, o situaciones de desastre, con el objeto de mejorar el adiestramiento en la coordinación de una respuesta efectiva.

 

Infraestructura

A los fines de asegurar la integridad de la red, los prestadores deberán disponer de recursos de respaldo distribuidos a nivel nacional, coordinando con los demás prestadores, de forma tal de minimizar la duración de una eventual discontinuidad de los servicios. Para ello, los prestadores deberán contar con:

a) Sistemas alternativos de suministro de energía estratégicamente distribuidos, además de los provistos por la empresa de distribución eléctrica, con autonomía para garantizar el servicio durante una eventual emergencia o desastre.

b) Redundancia de la red mediante elementos instalados en sitio o transportables, de manera tal que permita redireccionar el tráfico en caso de emergencia o desastre.

c) Equipamiento de red de respaldo que garantice la continuidad del servicio. d) Recursos humanos y tecnológicos necesarios para afrontar las contingencias. En los casos en que resulten afectadas las condiciones de continuidad, regularidad y generalidad, los prestadores deberán gestionar las medidas pertinentes a los fines de establecer una red de emergencia, mediante la cual se prestará un servicio de comunicaciones afín a la situación emergente, y cuya finalidad sea la protección de la población y bienes, garantizando el acceso irrestricto a los servicios de emergencia.

 

Sistemas móviles de soporte de la red

Cada prestador deberá disponer de sistemas transportables, conformados por sistemas de transmisión, radio base, grupo electrógeno, entre otros, a efectos de que los mismos sean trasladados a la zona afectada para garantizar el acceso a las comunicaciones cuando la situación así lo requiera. Los prestadores deberán mantener actualizados dichos procedimientos informando al ENACOM toda modificación o afectación de los mismos.

 

Obligaciones durante la Emergencia o Desastre

Servicios a garantizar Sin perjuicio de la obligación de brindar el servicio en condiciones de regularidad, continuidad y generalidad, ante la imposibilidad de tal circunstancia por razones propias de la emergencia o desastre, los prestadores deberán garantizar el acceso gratuito e irrestricto de los usuarios a los Servicios de Emergencia, independientemente del estado de su cuenta.

 

Asimismo, los prestadores deberán realizar las coordinaciones y adecuaciones técnicas necesarias que permitan instrumentar en la zona afectada la canalización apropiada de los Servicios de Emergencia por cualquiera de las redes móviles que se encuentren activas, independientemente del prestador que brinde el servicio al usuario.

 

En caso de interrupción del servicio, los prestadores deberán garantizar el restablecimiento del mismo en un plazo máximo de veinticuatro (24) horas pudiendo disponer de esta forma de tiempo suficiente para el traslado de elementos de red transportables que permitan la continuidad del servicio a la brevedad.

 

Comunicaciones para los Organismos Públicos encargados de atender la emergencia o desastre Los prestadores deberán implementar las acciones necesarias para garantizar la prioridad de los terminales móviles pertenecientes a los Organismos Públicos encargados de atender la emergencia o desastre, una vez declarada la misma. Los números serán suministrados por la Secretaría de Protección Civil y Abordaje Integral de Emergencias y Catástrofes, al momento de informar a los operadores la situación de emergencia o desastre.

 

Disponibilidad para la emisión de alertas publicas

Ante una alerta o una vez declarada la emergencia o desastre, los prestadores deberán disponer de los medios necesarios para emitir los mensajes de multidifusión, según lo solicitado por la Secretaría de Protección Civil y Abordaje Integral de Emergencias y Catástrofes. Esta última elaborará dichos mensajes en forma clara y concisa, y los comunicará a los prestadores por los medios que se definan para tal fin.

 

Gestión del tráfico

Declarada la emergencia o desastre los prestadores deberán realizar el monitoreo y gestión de tráfico de la zona afectada, a los efectos de optimizar la utilización de las redes que se encuentran operativas, y gestionar el desplazamiento de equipamiento y personal con el fin de normalizar el servicio.

 

Informe de Gestión de la Crisis

En un plazo de QUINCE (15) días corridos posteriores al cierre de la emergencia o desastre, los prestadores deberán elaborar un informe que presentarán ante el ENACOM, indicando los daños originados a sus sistemas de comunicaciones en la zona afectada, los paliativos técnicos de emergencia aplicados y los sistemas alternativos utilizados. El informe deberá concluir con las medidas necesarias para mejorar el accionar ante futuras situaciones de emergencia o desastre.

 

Simulacros

Conforme con los lineamientos prescritos por la Secretaría de Protección Civil y Abordaje Integral de Emergencias y Catástrofes, los prestadores deberán participar en los simulacros que la misma disponga, debiendo informar sobre los mismos al ENACOM en forma previa a su realización, y en forma posterior en los mismos términos que el Informe de Gestión de Crisis.

 

Régimen Sancionatorio

El incumplimiento por parte del prestador de las obligaciones establecidas en el presente Reglamento, será sancionado de acuerdo con lo dispuesto por la Ley N° 27.078 y el régimen de sanciones vigente. La gravedad de la falta será determinada considerando, además de lo establecido en el régimen de sanciones vigente, las siguientes cuestiones: La insuficiencia en la infraestructura dispuesta para garantizar el servicio requerido. La puesta en práctica del procedimiento interno informado según lo dispuesto en el Artículo 5.3. La demora en instrumentar las medidas dispuestas en los Artículos 5° y 6°, y en restablecer el servicio en caso que el mismo haya sido interrumpido. Los incumplimientos a las obligaciones de infraestructura y/o gestión del tráfico que se verifiquen como consecuencia de la realización de simulacros, y que impliquen la imposibilidad de los prestadores de afrontar una eventual emergencia o desastre conforme lo establece el presente Reglamento, darán lugar a la aplicación de sanciones.

 

 

Clientes