Somos una empresa de servicios y consultoría en ingeniería laboral, ambiental y energía.

Responsabilidad ciudadana: ¿Cómo separar nuestros residuos?

 


 

A fines del 2018, se presentó en la ciudad de Córdoba el sistema Recuperando Valor. Se trata de una apuesta a largo plazo para instaurar un cambio social y ciudadano respecto a la reducción, reutilización y reciclaje de residuos. Meses más tarde de su lanzamiento, muchos ciudadanos aún no han adoptado este hábito o, lo que es peor, continúan vandalizando y/o utilizando incorrectamente los contenedores. Desde IL&A queremos comentarte cómo podemos comprometernos con este sistema. ¡Es muy fácil!


Todos los barrios de la ciudad cuentan con una recolección de residuos diferenciada en cinco clasificaciones:


Clasificacion


Por un lado, están los residuos húmedos y los secos. Los contenedores tienen por función exclusiva diferenciarlos. Para facilitar esta tarea, resulta fundamental tener dos cestos en el hogar. Es importante lavar, secar y escurrir los residuos secos. Una vez realizado esto, buscamos el contenedor más próximo, que estará emplazado sobre la vía pública, en algún lugar estratégico del barrio.


Clasificacion 2


Por otro lado, el resto de los residuos -verdes, obras y voluminosos- deben ubicarse en la vereda de nuestra casa. Su recolección se realiza en fechas y horarios estipulados, o se puede coordinar su retiro llamando a la empresa de recolección.


En principio, estas instrucciones parecen sencillas pero en el fondo requieren una actitud activa, participativa y comprometida por parte del ciudadano. Quizás a muchos les de vagancia mudar de hábitos. Ante esto, cabe preguntarnos: ¿Cuáles son los beneficios de participar en esto?


Uno de sus efectos más importantes es la preservación de los recursos naturales, debido a que la reutilización de productos evita extraer la materia prima de la naturaleza. Esto a su vez, permite una reducción significativa en la contaminación, ya que aquellos materiales podrán tener una segunda vida en vez de acabar en un vertedero o, peor aún, en las costas. Al mismo tiempo, se ahorra energía y costos. Fabricar un material desde cero implica más procesos que si se recicla uno preexistente. De este modo, se reducen los gases de efectos invernadero -principales responsables del calentamiento global- al disminuir el empleo de electricidad. En algunas ocasiones, los consumidores también salen ganando, porque los productos son más económicos.


Para lograr estos beneficios, debemos incorporar como hábito las tres “R”:


Clasificacion 3


En IL&A, nuestra área de Sustentabilidad y Energía también se preocupa por esta problemática. Para ello, ofrece el servicio de Gestión de Residuos para empresas e industrias. El mismo consiste en la diagramación de procesos de reciclado, reutilización y reducción para el manejo optimizado de los residuos, a los fines de minimizar su impacto en el medio. Como consumidores y ciudadanos debemos ser responsables con nuestro ecosistema, pero como productores también.


Para saber más sobre el sistema Recuperando Valor visitar:
www.recuperandovalor.cordoba.gob.ar



Etiquetas:

#Recuperando valor #Recolección de residuos #Reciclaje #Reciclar #Separar residuos #Residuos #Tres R #Sustentabilidad #Ambiente #Desarrollo sostenible #Preservación del ecosistema #Ecología y sociedad



Clientes